domingo, 20 de noviembre de 2016

Look de uñas: frosty velvet y catacaldeos




He usado el 886 de Dior que es un marrón con un deje dorado chulo que apenas sí se aprecia y en el anular un duocromo de una marca machista (ejem) y encima una capita del matificador de Catrice. La cosa es que me he inspirado en la teoría del color: los colores con amarillos y colores cálidos quedan mejor en los días plomizos, igual que los fríos quedan mejor con los días soleados y su luz amarilla, así que como el finde es muy lluvioso, he decidido usar una manicura simple conjuntando colores con ese frosti aterciopelado.

Funcionan muy bien.

Esta semana me he comprado varias cositas que quería comentaros, supongo que como no fuí al salón del look, me he comprado cosas en plan experimental para llenar mi vida de alternativas prácticas, la primera es un kit de bolsitas de calor. Si vais a hacer ski las habréis visto, son unas bolsas con un liquidillo y una placa, cuando doblas la placa el líquido se convierte en gel en una reacción exotérmica, es decir que despide calorcito y en el bolsillo te ayuda a calentarte las manos, tambien en una fundita (que le tienes que hacer tú porque nunca te viene) la puedes usar para dolores musculares. Una vez hecha gel y enfriada, porque el calor no dura siempre, la pones en agua hirviendo, el gel se licúa y vuelve a ser un líquido, la placa se vuelve a formar y la puedes reutilizar más veces. Pues había un kit en el Lidl y me he hecho con un pack de dos. Darcy lo ha visto y se ha hecho con otro, por 2 pavos estan muy bien, tenía ganas de un producto así, Essence ha sacado varias, pero nunca las he pillado y ya tengo dos y sinceramente, si sois amigas de las manos moradas del frío, os conviene tener uno (también tengo una en casa para ponerla a los pies de la cama, que los tengo helados y las bolsas de agua caliente me agobian). Son un inventaco, de verdad que sí.

Y lo bonito que es que tu chico me tema la mano en su bolsillo para daros la mano y que no se te congele y tener la bolsita cerca... Es amor.


Al final en un afan exploratorio, porque en el fondo hace mucho que no hago experimentos potinguiles de probar cosas nuevas y tras ver este vídeo de Berry Berryuca donde prueba productos Essence y el famosísimo champú en seco Batiste, me animé a coger un Batiste de tamaño medio, porque ya era mucha gente hablando de la historia. Sobre el champú en seco he visto que hay muchas opiniones positivas y negativas y tras ver el vídeo le encontré una utilidad y decidí probar, porque sí, soy una catacaldos. 

Creo que tengo que incluir esta explicación aquí porque en el de comprados y gastados del mes quiero ir a tiro hecho y creo que aquí me puedo explicar mejor y dar una idea más real sobre si es un producto que necesitas o no.

Introducción al asunto: conste que yo soy hija de manchega de bien y que como tal, el concepto "limpio escamondao" prima sobre todas las cosas, porque aunque no lo creais, hay una escala: decente, limpia, desinfectada, esterilizada y escamondada (que despues de esterilizarla casi que le prendes fuego y la congelas haciendo inviable la vida absolutamente de cualquier ser maligno).

El champú en seco es un spray con un ingrediente derivado del arroz que es el que hace que absorba la grasa y adecentando el pelo ligeramente.

Cosas que NO podemos esperar de este producto: la sensación de frescor limpio de pelo recién lavado (no, ni por asomo vamos), que se quede el pelo como recién lavado (tampoco, se queda "menos sucio" pero la sensación limpio y el resultado limpio no), que sustituya a un lavado (eso que dicen algunas personas de usarlo cuando tienes el gimnasio a mitad de la jornada laboral y te duchas rapido, te pones esto en el pelo y aguantas hasta la noche me parece una manera genial de cogerse de todo en la cabeza... es que ni lo voy a probar, jope, que juntas la grasa con el sudor, hombre por favaaaar).NO sustituye un lavado. Y de hecho en el bote te lo pone porque Batiste será muchas cosas, pero parece ser una marca honesta (bien por ellos). Y sin embargo entras en la página de Batiste y ves comentarios de gente que ha cambiado el hecho de espaciar lavados por pelo graso a no lavarse en un tiempo no recomendable de tiempo... puaj!

Cosas que SÍ se pueden esperar de este producto: que sea una alternativa a la coleta en caso de emergencia( te falla el despertador y no puedes lavarte el pelo, te cortan el agua por avería y tienes una reunión y no tienes donde lavarte... como un extintor, es para emergencias y te ayuda a ganar unas horas), que te sirva (que es para lo que lo uso yo) para igualar partes del pelo (el flequillo se engrasa un poco en las puntas porque toca la cara y el resto del pelo no, si lo lavo todo, todos los días, el resto del cuero cabelludo se me irrita y me pica, porque normalmente soy de día sí y día no, y el día que no lo lavo, tengo el flequillo hecho una chufla, así igualo un poco), que si tienes que lavarte a diario por la cantidad de grasa que genera tu pelo y la única forma de controlar las glándulas sebáceas sea espaciando los lavados, te eche una mano (pues no te digo yo que no funcione), que te ayude a controlar el rizo en días lluviosos (no hace milagros, pero el liso te dura una mijilla más), que te dé un poco de volumen (ojo, no da el volumen de pelo limpio con productos de fijación, pero al neutralizar la grasa entre lavados, algo de livianez sí que da el día que no lo lavas). Y ya.

Pero insisto, limpio total no queda. Digamos que, de como tengas en el pelo, se queda con apariencia entre un 50-70%  más limpio. Y apariencia no es realidad, es apariencia que esa es la cosa, es como comerte una gominola: si la sacas del envoltorio está limpia, si se te cae al suelo y la soplas puede parecer limpia, pero no tiene porque estarlo. Creo que así queda más visual explicado.

Como explica Berry, te lo pulverizas a unos 30 cm, lo masajeas y luego pasas un peine para eliminar el resto, no queda muy blanquecino y el aspecto es bastante natural. Hay muchos olores, yo cogí el fresh que huele un poco a desodorante fresquillo, es agradable, pero volvemos a lo de siempre, señores de Primor, tienen ustedes los aromas original, fresco, floral, tropical, oriental, cherry, salvaje... si ponen una etiqueta de que no puedo probar los productos y no sé a qué huelen, y mi decisión se va a basar en el perfume, única y exclusivamente, cómo esperan que tome una decisión? El cherry en el Primark sí lo olí y no es para mi definitivamente, así que ya iba yo preparada y el original tampoco me dice nada.

Me voy a lavar menos el pelo? Pues no, me lo lavaré lo mismo, porque si voy al gimnasio, con lo que me suda la cabeza, qué asco no hacerlo. Simplemente es de mejora de la apariencia del pelo del flequillo del día de descanso del lavado, que las puntas se engrasan un poco por tocar la frente, pero cambios pocos.

Qué os parecen estos inventos? Os convencen?

5 comentarios:

Adaldrida dijo...

Yo lo uso como producto de acabado, da volumen y hasta hace ondas.

Adaldrida dijo...

Olvidé decir que AMO la manicura. Y me hace gracia que Gadirroja hable también de estos champús, me alegra que se ponga de moda y que desaparezcan los prejuicios.

Noelia Cano dijo...

Es la tercera vez que intento comentarte, hoy tengo blogger tontico. Te decía que me ha encantado la manicura y que me han parecido super prácticas las bolsitas porque yo ya soy de "manos invernalia" hasta que llega Mayo. Y nada, como dice Adaldrida, ya he desterrado mis prejuicios con los champús en seco y he comprobado que bien usado es una ayuda fantástica.
Un besazo!

Beatriz MissPotingues dijo...

Muy bonita la manicura.
Yo también tengo varias bolsitas por casa de estas que se calientan solas. Para contracturas y demás, vienen muy bien, sobre todo, tras pasar por el fisio.

Sobre el champú seco, ya lo comenté en el blog. No sustituye al lavado, es un pase extra para unas horas, un día, y por X motivo. Yo tampoco creo que lo más higiénico sea juntar sudor extremo con un champú seco.
Bien usado, no deja resíduo y te permite un día más de no estar incómoda con tu pelo. Además, curiosamente, daña menos el cuero cabelludo que el lavado normal. Ya comenté que mi madre lo usaba conmigo de cría por recomendación del dermatólgo, porque tenía el cuero cabelludo medio loco, y así podía evitar lavármelo todos los santos días y que pareciera una aceitera andante. Poco a poco, me lo fue normalizando gracias a poder espaciar lavados un día más (un día! no una smana!)
Besos!

Sibaritismos de Inma dijo...

te han quedado muy bonitas, yo si conocia las bolsas de calor, hace años tuve una