miércoles, 15 de marzo de 2017

Ahora voy a yoga: Claro que sí, guapi!

Hace un tiempo que os comenté que estaba aprovechando en el gym para ir a pilates. Como la hora a la que podía ir me la han cambiado por yoga, he decidido darle una oportunidad y os quiero contar mi experiencia de principiante por si alguien se está pensando iniciarse.

(Obviamente la experta en estas materias es Miss Potingues, síganla en Fb y en sus redes sociales. Por la calle no, que está feo).

 El primer día te sientes como Sheldom

Pilates es un ejercicio estupendo para las personas que pasan mucho tiempo sentadas, porque sirve para mejorar la postura y descarga mucho la tensión del cuello y los hombros por lo que he podido comprobar todo este tiempo.

El yoga es una "especie de pilates" donde la respiración es distinta: en el pilates es abdominal y en el yoga es pulmonar, por lo que el autocontrol de la respiración durante el ejercicio debe ser mayor. No sólo mejora la flexibilidad más que el pilates, también el equilibrio y también se fuerza más la musculatura, que parece que no, pero luego te duele hasta el alma.

 La cobra: parece fácil pero hacer el moviemiento completo bien es bastante complejo (mi cobra es mejorable, por mal que suene esto)

Otra diferencia interesante del yoga es que es un ejercicio muscular que parece pecata minuta pero realmente es bastante intenso, lo notas mucho en la circulación (sobre todo a base de subir y bajar las manos y brazos) y puedes terminar sudando como un pollito, pero luego tienes un momento de relax que no es tumbarse en la colchoneta a dormir la siesta.

Ese momento es de meditación, sobre tu respiración, evasión del estrés. A veces te dicen que te centres en la respiración y como el aire recorre tu cuerpo, otra que te imagines un sitio maravilloso tipo Phoebe Buffay cuando Mónica no puede dormir: he estado en mares maravillosos turquesa del Caribe, en enormes bosques con altos pinos del norte de Europa, en lo que he imaginado como el gran cañón, incluso se me cruzó un familiar que ya no vive a acompañarme (fue muy bonito aquello).

 Esta parece fácil, pero sin zapatillas es bastante más complicada: las zapatillas dan muchísima estabilidad, pero es hacer trampa.

Para hacer yoga no necesitas mucho: ropa cómoda (os recomiendo no llevar unos pantalones muy cortos, pueden parecer muy cómodos, pero a la hora de la verdad, estarás pensando si mientras haces el loto, se te ve todo el pistilo...), una colchoneta que no deslice, unos calcetines que no deslicen, una toalla y un buen monitor que te diga como hacer el ejercicio con distintos niveles de dificultad (si vas a una clase grupal y no tienes ni idea y te dan un nivel avanzado, vas a sufrir mucho y te vas a venir abajo pensando que no te sale nada y que no es para ti, si te dice las distintas posiciones para controlar la dificultad, es posible que veas que la sencilla te sale, que la mediana es tu nivel y que la avanzada es la meta a conseguir).

Lo del profesor es muy importante porque he tenido las dos  versiones: el profesor del nivel avanzado y la que te da pautas para buscar tu dificultad.

 Esto todavía ni me lo planteo... me falta un montón!

Lo de la canción con sonidos new age también es optativo, en unas clases tenemos música de riachuelo, música rollo thai, sonidos de viento... y en otra música más actual rollo balada tranquila (sí, he hecho yoga con Justin Bieber y Rihanna... se puede). Lo que sí he notado es que los sonidos new age si que ayudan a relajarte y llevarte a "sitios felices" como dice Phoebe, por ejemplo el de lluvia con truenos me ayuda a relajarme más profundamente, así que ultimamente, lo utilizo para dormir. Y siempre funciona.

La diferencia es que me noto mucho más elástica, pero a pesar de que he abandonado la musculación con pesas y he perdido masa muscular, estoy muy lejos de estar "flácida", porque con esto haces verdadera fuerza, eso sí, para los dolores de cuello y posturales por estar tiempo sentado o cargar pesos, sigo pensando que es mucho mejor el pilates. Esto lo digo para que cada uno piense en lo que puede venirle mejor para su vida, porque al final el deporte es salud.

Ah, y lo de que si haces yoga te vuelves vegano y hippie y eso... no, eso o hacer yoga con pop actual te previene de esa parte.

Habéis probado el yoga? Qué os parece este deporte, os llama?

5 comentarios:

Noelia Cano dijo...

Yo necesito cosas más moviditas porque lo que me relaja de hacer deporte es la sensación de fogar, pero alguna vez he probado y mola.
Un besazo!

Adaldrida dijo...

Yo con volver a la elíptica ya tengo de sobra..

Beatriz MissPotingues dijo...

Por alusiones:
- Si me sigues porla clle lo mismo me doy la vuelta y te digo algo.
- Pilates es estupendo para todo el mundo porque lo que hace es, sobre todo, fortalecer la musculatura profunda de la columna vertebral y abdominal, y eso hace que tengas una mejor respiración, parte de que te regula la respiración y alivia el estrés entre otras virtudes.
- El yoga no es una especie de pilates. Pilates es un método que reúne ejercicios de yoga, danza, y entrenamiento militar, así, a grosso modo.
- El yoga no es que mejore la flexibilidad más que el pilates. El pilates trabaja la flexibilidad sin superar ciertos rangos. El yoga busca hiperflexionar la articulación por encima de lo que suele ser funcional 8 y a veces, hasta recomendable) para ganar más rango de movimiento para llegar a ciertas posturas, pero que sea más beneficioso o no, es algo que aún se sigue discutiendo. El equilibrio se puede trabajar en pilates igualmente, sobre todo en pilates vertical. Otra cosa es que, por lo que sea, no se incluya en todas las sesiones o que, simplemente, haya instructores que no lo trabajen proque como a la gente le cuesta hacer ciertas cosas, prefieren ahorrarse el rato del "oh, qué rollo, esto es muy difícil, ...bla, bla, bla". Que hay días que no apetece.
- El rato de meditación sí es de yoga, aunque se puede meditar sin necesidad de ir a yoga.
- Los instructores te indicarán niveles de dificultad, si no lo hacen, pregunta. Estamos para adaptar el ejercicio a la persona, y no al revés (cuando no llega, claro)
- La música es algo muy personal, depende del tipo de sesión puede ser más o menos actual, o más o menos activa. Para yoga, a mí me gusta la new age.
- Tema de ropa y demás, igual que en pilates.
- Yoga y pilates no son deportes, propiamente dicho. Es ejercicio físico, pero no llega a esa categoría. Tampoco lo necesita.
- Lo de ser hippie y vegana y esas cosas, pues como que no tiene que ver directamente con ello, pero sí que te hace reflecionar y tomar conciencia de ciertas cosas que pueden repercutir en tu forma de vida después.

Besos!

verdeoxido dijo...

A mí el pilates me hacía polvo, llegaba con dolores de espalda y al final lo abandoné. No me sirvió en absoluto para ponerme en forma tampoco, a pesar de que cuesta hacer los ejercicios. Es como fortalecimiento de musculatura interna, muy interna vamos. A yoga he entrado un par de veces y me gustó mucho más, eso sí, hay que cogerle el rollo porque al principio no sale, pero me animo a seguir yendo. Lo único que se me hace la clase corta. Me encanta la relajación después del ejercicio, sales nueva.

Lucía dijo...

El yoga es la unión del cuerpo, mente y alma...el instructor que no transmita esto no conoce el yoga.