sábado, 6 de diciembre de 2014

G.P. de Rusia

Es la primera vez que disputamos un gran premio desde la Madre Rusia y merece un post épico, con vídeo incluido y eso es lo que vais a tener:


Vergner, haciendo acopio de una vagancia extrema (andar es muy bueno), se dío una vuelta en un Segway, también llamado "cacharro de esos" por el 90% de los abuelos de este país. Que eres un piloto, por favor, haz una mijilla de deporte...


Aunque el coche destinado a ser el que llevase a todas partes a Bernie Ecclestone no tiene desperdicio tampoco: a medio carrito entre el coche de Urkel y un carrito de golf, el Berniemobil tiene un encanto muy cuco que hace los paseos por el paddock una experiencia muy fashion.


Horniwell se casan y aparecían así, discretos pero elegantes, el bolso de la Geri, monísimo, todo hay que decirlo. ¿Soy yo o Christian está cada vez más pelirrojo?


Tras, como debéis ya saber, la victoria de Hamilton tuve que hacer, al oir el podcast de el Yate de Flavio una aclaración entre ser choni y ser hortera: ser choni implica que hubo un momento en el que no fuiste hortera, sino que fueron las circunstancias las que te hicieron hortera, pero ser hortera es una cosa como ser moreno o asturiano, que lo da la naturaleza. Hamilton es HORTERA. Si no teníamos poco con la cantidad de tatuajes, las patillacas, las barba de hormigas y la cresta ahora se pone el rosario típico de cualquier reaggetonero... Felicidades Hamilton, dudo mucho que alguien haya sido el más hortera y el campeón del mundo el mismo año. Se creerá que una cosa excusa otra, pero no cuela. Se rumoreaba que si ganaba el campeonato pedía la mano a la Nicolasa, no hay día que no chequee twitters y noticieros... pero nada, que no le sale casarse.


Fernando Alonso se nos ha vuelto un hipster total, entre la barba y el pelo, se nos ha hecho un pelanas de pro, como confirmaría Don Juan Carlos, se va a McLaren, secreto a voces por todos sabido, lo que quiere decir que cuando llegue se volverá a rapar y a afeitar, porque aunque digan que no, es la costumbre de la compañía inglesa. De momento, en las pruebas de los nuevos coches, parece que el McLatas está dando más problemas electrónicos de los esperados... menuda temporada nos espera.


Vitaly Petrov fue uno de los grandes impulsores de este gran premio y, como no, estuvo ahí demostrando que su rubio vibrante es cosa del pasado y ahora el castaño claro ligeramente avellana es su tono modenno. Bien, porque es muy natural.


Menta fue de otro color y más cómoda a Rusia, se dejó los tacones y se puso este vestido de punto largo en color topo, color que no la dice nada en absoluto, porque lo suyo son los colores alegres, pero como está embarazada, que se ponga lo que quieras. Tú gestas, tú decides tu comodidad, así de claro.


El sábado Geri, que iba un poco fracturada, sin renunciar a sus vaqueros, acompañó a Christian con esta blusa, las mismas botas y vaqueros... ya podía haber variado una mijilla.



Pitt babies rusas: aunque las vistas de lagarteranas solo tendras pibones de la estepa. Aun así no iban mal del todo.


Y esta es la clasificación: primero Lewis con las gafas de Pitbull en cualquier video feat Jennifer López, luego Nico, que se ha colocado mal en la foto y Valterí, que no se pierde ni una.


El domingo se ofrecieron varios espectáculos en la pista, pero ninguno relacionado con la F1 (que rollazo de carrera...), por ejemplo estos cosacos al más puro estilo Dschinghis Khan ofrecieron unos bailes y entretenimiento visual de lo más variado.


También pusieron a la gente de pista a bailar con neumático... el baile de las gomas, se entiende...


No estamos en contra de la barba, pero si la igualamos y la cuidamos mucho mejor, que ahora hay barberías con estilistas de la barba, no dejarla ahí a su crecer... Alonso, pregunta a tu peluquero, pardíez.


Jules sigue en nuestra memoria, aunque ha salido del coma inducido su situación sigue siendo grave y los médicos y Jules tienen mucho por hacer. Todos estamos con el chaval.


Como veis al vestido de las Pitt Babies se le quitaba la chaqueta y quedaba así de mono. Lo que no tiene sentido es ir al drivers parade como si fueras David Ghetta con los oros, unas bermudas de camuflage y los discos de dj... A lo mejor es para escuchar lo último de la Nicolasa, que por cierto, tiene más baladas que otra cosa, no mola tanto...


Y este es el podio, más de lo mismo...

Y ahora, para deleite del personal, un viaje por el satanísimo circuito ruso, no se lo pierdan.

2 comentarios:

Miss Potingues dijo...

A mi lo que más me llama la atención es la vivez de los colores de los uniformes de las Pitt Babies y los animadores. En ese sentido, se les nota que tienen experiencia con los días nublados y nevados (vamos, que saben hacerse veer)
Y el sentido del espectáculo se agradece. Ya que es el primero que celebran, que la gente se vaya con buen sabor de boca. Viva la fiesta!

burbujitabebe dijo...

Tu gestas, tu decides tu comodida! Que gran frase!
Besitos guapa!

www.eldiariodeshyris.blogspot.com