lunes, 4 de junio de 2012

Hoy en series molonas: Castle

Hace mucho que no os hablo de series, y obviamente siempre tengo alguna a la que le meto mano. Y esta vez es Castle.

Lo sé muchas estáis hasta el moño italiano de tanta serie de policías y crímenes, que si C.S.I. Las Vegas, C.S.I. Miami, C.S.I. New York, C.S.I. Pozuelo de Alarcón... todos iguales.

Pero esta me recuerda a otra que seguramente a las que rondais la treintena os suene mucho: Reemington Steele.

Para las que frunzan el ceño y arqueen la ceja cuando lean "Reemingqué?", les diré que era un personaje interpretado por un jovencísimo, pero no por ello menos atractivo (y no sé porqué pero me da que Gadi y Adaldrida me darán la razón) Pierce Brosnan. En ella Pierce hacía a un falsante adicto a las películas del género policiaco y cine negro que daba el nombre a una agencia de detectives llevada por la siempre competente Laura Holt ( Stephanie Zimbalist), que era el verdadero cerebro de la empresa pero que sabía de buena mano, que una agencia de detectives liderada por una mujer no tenía futuro en un mundo tan machista.

 Seguro que no habíais visto a Pierce nunca de esta guisa (olé!)

Reemington siempre daba su punto para resolver los casos recordando muchas películas antiguas de género policiaco, mientras que Laura lidiaba con el malo maloso y surgia cierta tensión sexual no resuelta típica de estas series y la serie a la que me refiero, Castle, va por esos fueros.

Castle es un escritor de éxito de novelas policiacas y para poder centrarse mejor y ser más conciezudo decide hacer un trabajo de campo cerca de los polícias de homicidios, así que aprovechándose de que el alcalde es su coleguilla, le mete enchufado en un grupo liderado por la detective Kate Beckett y los policias Exposito y Ryan. Kate es fan del trabajo de Castle, pero como interrumpe el suyo, lo esconde hasta que puede.   Castle es especialista a ser el centro de la fiesta, firmar autógrafos, ser caótico, intentar comprar a la gente y eso hace que la detective Beckett se ponga de los nervios, sobre todo porque para ella su trabajo es muy importante: su madre fue asesinada en extrañas circunstancias y siempre ha intentado esclarecer el caso.

Poco a poco Castle empieza a ver como es Beckett y Beckett como es Castle, empiezan a enseñar sus traumas, su carga emocional y a mostrar que no son solo una policía borde y un escritor consentido, Kate conoce a su hija Alexis y a su madre, una actriz interpretada por la siempre hermosa Martha Rodgers (en la vida real Susan Sullivan, la reconocereis porque hizo la serie de Hulk en los 60, cosa que aprovechan en la serie). Y Richard conoce el pasado de Kate, su incapacidad de comprometerse con los chicos y surge una relación de tensión que no se consuma... o sí... o si lo queréis saber, tendréis que ver las 4 temporadas que hay de momento. Mientras Richard se carga a su antiguo personaje protagonista de sus novelas, y crea a Nikki Heat, policía inspirada en su ahora compañera Beckett.


Y todo parece casi empezar porque Castle le invita todos los dias a café a Beckett porque no quiere manejar la máquina de espressos que compró para la comisaría.

Lo mejor: es de esas relaciones que se basan casi más en lo que no hay, como diría la Reina del Hielo, una relación victoriana,  de esas en las que protas se tocan y ya estas agitando las manos como una adolescente gritando "alaaaaaaa! se han tocadooooooo!".

 Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaah!!! Se van a casaaaaaaaaaaaaaaaar

 De hecho hay un momento que parece que tiene mucho éxito entre los fans de la serie que es cuando Castle está cerca de Beckett y le dice eso de "hueles a cerezas". Es una tontería, pero a los fans, nos mola! Otra cosa es que gran parte de los casos se cimentan con mucho humor negro, pero son respetuosos con muchos temas y hablan de ciertos temas polémicos, no solo de robos y asesinatos, sino que tiene cierto trasfondo social.

Otra cosa genial es que saca muchas referencias de otras películas frikis de culto, como los cazafantasmas o...


Sí, Jungla de Cristal!

Y los looks de Kate, se nota de qué temporada es cada uno, porque lleva estilismos capilates de demasiada tendencia, pero los ojos de la protagonista también tiene maquillajes poco recargados pero muy chulos. De Castle rescato sus cortes de pelo y sus trajes, qué bien viste este señor siempre, de Alexis los looks capilares (quiero ese pelo, por Thor!) y de Martha, que pocas veces he visto una mujer con tanto encanto en pantalla y tan bien aprovechado el rojo de pelo a su edad. Yo quiero ser como ella de mayor, qué clase!

La relación de amigos para siempre de Exposito y Ryan, que aportan muchos golpes de humor siguiendo las teorías absurdas de Castle.

Lo peor: hombre, que huele a cosas que ya hemos visto, vale que tiene no mucha sangre y cada vez intentan meter menos visceras y más misterio psicológico, pero recuerda un poco al mentalista en algunas cosas, solo que, para mi gusto, El Mentalista ya no sabe como estirar la trama y Castle de momento está fenomenal. Alexis es un poco cortarollo, pero tiene que haber alguien que sea seria.

Yo de momento, estoy ya con la cuarta temporada, veremos en qué termina.

Y vosotr@s? a que andais adict@s ultimamente?

9 comentarios:

Aydita dijo...

La estoy viendo ahora mismo! besos

Poison Ivy dijo...

También estoy enganchada.
¡Quiero el pelo de Alexis!

Y Kate corriendo con taconazos... una policia en tacones altos!

Los puntazos de Castle son buenisimos

Besos

Pilar dijo...

Ayss, Remintonggggg cuántos recuerdos!

A mí Castle no me acaba de gustar, pero reconozco que estoy super colgada de Revenge, lo sé es un culebrón tipo Santa Bárbara, pero es que la mala malísima es Madeleine Stowe!!

Un besazo

http://secondopilar.blogspot.com.es/

Gadirroja dijo...

Si, efectivamente el señor Remington estaba potentorro!! jajaja A Castle le prestaré más atención, no la he visto nunca. El otro día descubrí una serie que me pareció curiosa, se llama Misfits, ¿te suena? Solo vi un capitulo, pero me parecio divertido. Un besazo!

El mundo con fieltro... sabe mejor dijo...

Me encanta Castle!!! Y soy superfan del pelo de Alexis, ains, yo mataría por ese pelazo!!!

Beauty and Healthy dijo...

La he comenzado a ver hace poco pero confieso que me he enganchado :P
Besos!!

Miss Potingues dijo...

Yo también me acuerdo de Remington Steele, guapetona, gracias por quitarme años, jajajja!

A mi Castle me encanta y me parece una serie muy completa a muchos niveles. No hace falta sacar vísceras, sangre y otras cochinadas para tener caso, ya que esta serie no se basa en tripas, pruebas de laboratorio supermegaflipantes, ni otras viscosidades (y que conste que a mi me encantan los CSI's - pese a que son muy diferentes unos de otros, digas lo que digas- y de Bones que sí sacan este repertorio visceral)

Respecto a Susan Sullivan, ella es una actriz a la que recordar por muchos papeles, sufridora en casi todos los más importantes (anda que no le hizo putadas Angela Channing en Falcon Crest); y, por fin, la vemos de SEÑORA, divertida y algo estrafalaria a veces, pero señora, con mucha clase, un gusto exquisito y una vistosidad muy difícil de saber llevar, y ella lo hace genial.
Yo también quiero ser Martha Rodgers de mayor! Y con el pelo de Alexis.
Antojona que es una.

Por cierto, yo ya he visto el final de la cuarta temporada y....no te lo cuento por si acaso, no te lo quiero reventar,pero lo tienes que ver !!!

Besos!

Adaldrida dijo...

Me fascinaba Remington, y a mi madre le... volvía loca...

Aurynn dijo...

Remington Steele, q seriaza!! jajaja...ahi me enamoré de Pierce Brosnan, cuando no lo conocía ni eml tato...:P
Y Castle mola, aunq la serie en si no sea de mis favoritas, sólo por tener a mi Mal (Malcom Reynolds, capitan de la nave Serenity :P) ya vale la pena. Firefly es, si no mi serie favorita (e inacabada, malditoooooos!!!) de las top five. La recomiendo encarecidamente. Y por si no lo sabiais, en uno de los episodios de Castle, hace un guiño al personaje de Malcom Reynolds, en el episodio de Halloween, cuando se disfraza de "merceario espacial" jajajaja!!!!

Nathan forever!!